Weekly News

ImprimirRecomendar nota

'Me pinto a mí misma', de Frida Kahlo, desde hoy en el Dolores Olmedo

Escrito por: Tomado de Internet

Ciudad de México. Sin ningún protocolo de por medio la exposición Frida Kahlo. Me pinto a mí misma quedó abierta para deleite del público en el Museo Dolores Olmedo. Aparte de festejar hoy el 110 onomástico de la famosa pintora mexicana, la muestra tiene como objeto exhibir las obras de la artista pertenecientes al recinto después de una itinerancia de dos años por diferentes rincones del mundo.

Me pinto a mí misma está integrada por 36 piezas, entre pinturas y dibujos, aunque faltan por colgarse las que actualmente se exhiben en el Museo de Arte de Dallas dentro de la exhibición México 1900-1950: Diego Rivera, Frida Kahlo, José Clemente Orozco y la vanguardia, que concluye el 16 de este mes. Por cierto, el recinto tejano efectuará hoy, de 18 a 21 horas, un “Frida fest” que busca establecer un récord Guinness mundial al reunir el grupo más grande jamás visto de personas vestidas como la afamada pintora.

http://media.jornada.com.mx/ultimas/me-pinto-a-mi-misma-de-frida-kahlo-desde-hoy-en-el-dolores-olmedo/7.jpeg

Carlos Philips Olmedo, director del Museo Dolores Olmedo, explicó a La Jornada que la finalidad de Me pinto a mí misma es mostrar a doña Frida como pintora, sin entrar en discusiones ni cuestionar los diferentes aspectos de su vida.

El título de la muestra viene de una frase de la artista: “Me pinto a mí misma, porque soy lo que mejor conozco”. Comprende cuadros icónicos como Autorretrato con changuito (1945), que abre la exhibición junto con dos grandes fotografías de la expositora tomadas, una de niña por su padre Guillermo Kahlo, y la otra por el estadunidense Nicholas Murray.

Otros cuadros en exhibición son Retrato de Luther Burbank (1931), Mi nana y yo (1937), Hospital Henry Ford (1932), Unos cuantos piquetitos (1935) y El camión (1927), que recuerda el terrible accidente que sufrió de adolescente y la dejó lesionada de por vida.

El paso entre las dos salas que albergan las obras está concebido para tomarse una selfie. Escrito en el piso, pero al revés, está la famosa fase “Para qué quiero pies si tengo alas para volar”, que se puede leer al mirar el techo donde se ha colocado un espejo, escenario que se antoja para retratarse.

http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2017/07/06/me-pinto-a-mi-misma-de-frida-kahlo-desde-hoy-en-el-dolores-olmedo


Publicar en:

Más información en ésta sección

Comentarios en ésta nota

Opina sobre ésta nota